Archivos para julio, 2013

La importancia de pasear a tu perro

Publicado: 27 julio, 2013 en General

Imagen

La importancia de pasear a tu perro.

Una de las costumbres mas importantes que debemos adquirir al momento de tener un perro es la de preocuparnos por su equilibrio tanto físico como mental. La forma más simple de cumplir con esto es la de sacarlo a pasear regularmente.

A través del paseo tu perro puede aprender muchas cosas, desde conocer los sectores cerca de su casa, hasta llegar a liberar todo el estrés. Esto último es sumamente importante, ya que muchos episodios trágicos relacionados con perros han tenido su origen en el estrés de este. Este estrés regularmente está asociado al aburrimiento en la casa por falta de alguna actividad que lo despeje.

Muchos dicen que no sacan a su perro a pasear porque este tira mucho, pelea, quiere orinar en cada momento, entre otras razones. El pasear no debe ser algo tormentoso si  nos preocupamos de lograr un buen paseo educando a nuestro perro tempranamente, si ya no lo hicimos cuando este era cachorro, no importa solo necesitaras un poco mas de paciencia pero lo lograras igual.

¿De qué nos debemos preocupar en el momento de pasear a nuestro perro?

Es importante que cuando paseemos a nuestro perro, respetemos a nuestro entorno, para que nuestro paseo no termine en alguna discusión con alguien y más bien se convierta en una experiencia relajante tanto para el como para nosotros.

Algunas recomendaciones al momento de pasear a tu perro:

–          No es necesario que nuestro perro sea un supercan, altamente adiestrado para sacarlo de paseo, pero si es recomendable que nos preocupemos de su obediencia para no tener problemas con los demás.

–          Ideal es enseñarle, paseo tras paseo, que no debe ir tirando de la correa.

–          Por muy tranquilo que sea nuestro perro es importante que siempre ande amarrado a menos que sea un lugar exclusivo para que los perros puedan soltarse sin provocar o sufrir algún eventual accidente.

–          La socialización, tanto con otros perros como con personas, también es muy importante y debemos reforzarla día a día, paseo tras paseo.

–          Es ideal que andemos con bolsas plásticas e implementos de higiene, para poder recoger los excrementos de nuestro perro en caso de este haga sus necesidades en el paseo. Sé que para nadie es agradable salir de su casa y pisar un excremento que algún perro dejo por ahí.

–          Debemos ser honestos al momento de decir si nuestro perro es agresivo o no, y tomar las medidas necesarias para evitar accidentes en la calle, podemos mantener un bozal a mano y usarlo cuando sea necesario.

Podemos distinguir dos tipos de paseos, uno recreativo y uno formativo. El primero hace referencia a no pedirle al perro más que solo pasear y despejarse; y el segundo, hace referencia al acto de enseñarle a nuestro perro cosas utilizando este paseo.

Es posible combinar estos tipos de paseos cuando salimos con nuestro perro, por ejemplo, si nuestro paseo es de 1 hora cronológica, podemos caminar la primera media hora sin parar o trotando, con el fin de ejercitar físicamente al perro, con esto bajamos el estrés físico y lo convertimos en un perro más calmo; los siguientes 15 minutos los podemos ocupar en dejarlo olfatear para que libere su estrés mental, para que así utilicemos los siguientes minutos en distraerlo, tirarle la pelota, jugar con él o reforzar rutinas de trucos y cosas varias.

Es importante que no confundamos el deporte o actividad que nuestro perro realice con el paseo, ya que son cosas completamente distintas. Muchas actividades por muy sanas que sean pueden llegar a provocar estrés en ellos, por lo que, el paseo no debiera incrementar este estrés, sino exactamente lo contrario.

Anímense a salir con su perro les ayudaras tanto a ustedes como a él.

Versión Pdf Aquí

 

Saludos

Chama

¿Por qué entrenar a mi perro?

Publicado: 23 julio, 2013 en General

Imagen

¿Por qué entrenar a mi perro?

Una vez entrenando con mis perros en una plaza se me acercó una persona a preguntarme, “¿Por qué entrenas a tus perros?”, le respondí “que por bienestar y salud”, y me dijo, “pero si yo lo llevo al veterinario y le compro un buen alimento y lo suelto los sábados en la plaza y está de lo más bien, solo que a veces hace hoyos o ladra mucho”, a lo que le respondí lo que desarrollare a continuación.

Muchas veces me han hecho esta pregunta, y creo que la respuesta es prácticamente obvia pero difícil de visualizar.

Básicamente la idea de trabajar con nuestro perro en cualquier disciplina que queramos es poder darle a nuestro amigo una instancia de compartir y aprender conjuntamente. Es importante para poder mantener a un perro equilibrado que este pueda mantener un contante trabajo tanto físico como mental.

El trabajo físico por lo general lo hacemos mediante paseos diarios, caminatas a cerros, paseos en bicicleta, etc.; y el trabajo mental lo debemos hacer trabajando su inteligencia y desarrollándola, esto por lo general se hace enseñando trucos, obediencia, entre otros.

Es importante tener la mente de nuestro perro ocupada para evitar el estrés que tan rápido se apodera de nuestro amigo, ya que no solo basta con tener un perro, alimentarlo y darle abrigo, su salud debe ser muy importante para nosotros y entre ella la mental, si no tenemos esto cubierto nos enfrentamos a problemas conductuales que pueden ir en incremento en la medida de que no hagamos algo por solucionarlo.

Lo más básico que se enseña son las reglas de casa, estas las definimos y las aplicamos nosotros en la medida de nuestra tolerancia y agrado. Entre las reglas de casa más comunes están: enseñar a hacer pipí y caca donde corresponde, a no subir a sillones, no entrar a la casa, no salir a la calle solo, no saltarnos encima, no hacer hoyos, y otras que nosotros vamos definiendo en el camino.

Es importante tener en cuenta que en la formación de un perro debemos premiar lo que nos gusta y corregir o ignorar lo que no. Los límites a esto los ponemos nosotros, ya que cada uno sabe que es lo que le permitirá y lo que no a su perro.

Luego, por lo general,  viene una Obediencia Básica, esto es enseñar simples 5 movimientos: Sentarse, Echarse, Quedarse Quieto, Caminar sin Tirar y Venir al Llamado.

Entremedio de esto debemos preocuparnos  firmemente de su socialización tanto con perros como con otras personas, ya que así podremos confiar en el en cada situación, si esto falla, puede que todo el trabajo invertido sea en vano.

Con lo anterior como base de formación podemos iniciar otras cosas que nos interese como deportes caninos (agility, discdog, bikejoring, canicross, mushing, etc.), adiestramiento avanzado, rendir pruebas,  terapia con animales, exposiciones caninas, y una infinidad de actividades caninas.

Por lo general recomiendo practicar deporte con nuestro perro ya que así ejercitamos tanto nosotros como ellos, y en la medida de la dificultad y las metas, vamos enseñando cada día mas y nuevas cosas a nuestro amigo, con esto se torna mucho más interesante la relación, se fomenta la confianza, se conoce más gente y perros, y se pasan ratos muy agradables.

Anímense a hacer cosas con su perro, él se los agradecerá!

Versión Pdf Aquí.

Saludos

Chama.

Imagen

Continuando con los movimientos de Obediencia, aquí les dejo el de Echado, es muy sencillo de lograr.

Clic aquí para ver el ejercicio.

Saludos

Chama

Paseo – La bicicleta

Publicado: 14 julio, 2013 en General

Imagen

Pasear a tu perro junto a la bicicleta.

Llevo mucho tiempo teniendo perros y muchas veces, ya sea por trabajo o por entrenamientos, no me queda mucho tiempo para pasear a mis perros caminando. O a veces siento que la caminata ya se les hace fácil y que podríamos hacer algo más. Además, desde niño tengo una afición por las bicicletas y en esta forma de paseo me siento bastante bien ya que puedo compartir con mis perros y a la vez hacer un deporte que me gusta.

Es por ello que con el tiempo he ido optando por salir en bicicleta con mis perros, esto es bastante simple en realidad. Existen productos que te pueden ayudar, pero mi técnica es mucho más fácil que eso, ya que solo necesitas a tu perro con un collar grueso o arnés (prefiero el collar), una traílla firme y tu bicicleta, una bicicleta que para ti sea suficientemente cómoda sin necesidad de que sea una bicicleta de competición ni nada por el estilo.

Existe un deporte llamado Bikejoring, el cual consta que un perro tire de tu bicicleta simulando un trineo, es bastante entretenido, pero eso es otra cosa y no tiene nada que ver con esta forma de paseo.

Nuestro perro solo debe aprender a ir contigo mientras pedaleas, a parar cuando se lo pidas y a entenderte medianamente si vas a doblar a algún lado, y por sobre todo que no debe seguir a otros perros  o gatos porque puede desestabilizarte y eventualmente te enviará al suelo.

En lo personal es bastante cómodo para mí manejar la bicicleta con mi mano Izquierda y llevar al perro con la mano derecha, pero tú puedes hacerlo como quieras.

Para comenzar a usar esta forma de paseo recomiendo bajar el asiento a lo más que se pueda, con esto nos aseguramos de que tocaremos el piso con ambos pies de ser necesario, en un eventual tirón del perro.  Luego tomamos la traílla corta de nuestro perro y comenzamos a pedalear suavemente para no asustar al perro y darle tiempo para que conozca la bicicleta, procurando que no se quede atrás y pueda chocar con la rueda trasera y no se vaya hacia adelante y choque con la rueda delantera y nos bote, también debemos procurar que no se intente cruzar, por eso debemos llevarlo corto. Es cosa de unos pocos minutos que el perro se acostumbre al movimiento ya que no es incomodo y no necesita de mucho trabajo previo.

Si por casualidad notamos que nuestro perro le teme a la bicicleta, podemos hacer un paso previo al anterior el cual sería pasear al perro junto a la bicicleta sin necesidad de subirse a ella. Con un poco de esto no deberías tener problemas para volver al paso anterior.

Como comentaba al principio esto no tiene mucha ciencia, y debemos enseñar pocas cosas al perro. Por ejemplo a Parar, para esto podemos tener algunos premios disponibles y dar una orden para que el perro se detenga, por ejemplo la mía es “PARA”, al dar la orden detén la bicicleta al perro no le quedará más opción que parar y ahí es cuando lo premiamos, esto lo practicamos varias veces y en la medida de que vayas usando esto para pasear a tu perro, se le irán grabando las ordenes con más facilidad.

Otra orden que uso para que siga corriendo, y es simplemente alentarlo a que corra tranquilo tal como va, para eso uso la orden “SIGUE”.

Cuando voy a doblar hacia la izquierda le doy la orden “IZQUIERDA” para que vaya relacionando que cada vez que vaya a doblar para ese lado el este atento al movimiento. Es Igual si voy a girar a la derecha, pero obviamente utilizando la orden “DERECHA”.

En realidad este tipo de paseo no es muy complicado, solo es cosa de atreverse, de esta forma puedes mejorar la condición física de tu perro, además puedes abarcar distancias más largas o en su defecto acostar el tiempo de paseo ya que el perro se canse mucho más rápido.

Existen en el mercado artículos que te pueden ayudar para no tener que llevar a tu perro en las manos, son muy buenos si esta técnica no te convence o te complica. El Runpet es bastante bueno y se engancha a un lado de la bicicleta y posee un amortiguador de tirones, con los que el perro a pesar de tirar no te desestabiliza la bicicleta. Consulta también en artículos para Bikejoring.

 

Versión .pdf Aquí 

 

Un Abrazo y diviértanse con su perro!!!

 

Saludos

Chama

Señales de Calma – Resumen

Publicado: 14 julio, 2013 en General

Imagen

 

Señales de Calma

Un libro que me gusta mucho es “Señales de Calma” de Turid Rugaas. En este libro se trata de una manera simple y bien ejemplificada lo que hacen los perros para comunicarse con otros perros y para comunicarse con las personas. El problema es que nosotros muchas veces por desconocimiento o mala interpretación no entendemos lo que el perro nos quiere decir, y por lo tanto generamos estrés en ellos.

Si bien los perros ya conocen instintivamente estas señales, hay algunos que por nuestra humanización (tratarlos como humanos y no como perros) tienden a olvidar parte o completamente estas señales y se ven enfrentados a situaciones como peleas o agresiones. También hay perros que por raza o por criterio de selección les cuesta un poco más esto. Es por ello que es importante saber al menos las comunicaciones básicas que nuestros perros tienen para no provocar en un futuro alguna situación incómoda.

Las señales de calma que en el libro se detallan son las siguientes, las cuales definiré de una manera sencilla.

Girar la cabeza: Es una señal muy común que hacen los perros para ignorar y calmar a otro perro o persona, se grafica básicamente como mover completa o parcialmente la cabeza hacia uno o dos lados. También hay perros más sutiles que solo hacen un pequeño movimiento o a veces solo miran a otro lado.

Girase, dar la espalda: También es común que un perro cuando se está estresando con nuestra actitud nos dé la espalda, esta es otra de las señales que el perro utiliza para que seamos un poco menos intensos en lo que le estemos pidiendo.

Lamerse el hocico: Esta señal muchas veces por la rapidez que en que el perro la hace, tiende a ser imperceptible para nosotros.

Inmovilizarse: Una técnica que siempre nos enseñan para enfrentar o presentarnos a un nuevo perro es la que quedarnos completamente quietos y dejarnos oler. Los perros también la usan para poder presentarse o calmar a algún perro o humano que se acerque muy intensamente.

Andar despacio, hacer movimientos lentos: Esto es muy similar a lo anterior pero agrega un poco de movimiento, prácticamente podríamos decir que es la etapa siguiente de la presentación a otro perro o persona.

Posición de juego: Desde aquí hay que ser mucho más perceptivo, ya que muchas veces podemos confundirnos. Por una parte el perro agacha su torso tocando con sus codos el piso, y esto se nos dice que es una invitación al juego, y lo es, pero hay veces en que esto lo hacen los perros para poder calmarnos o calmar al otro perro, la diferencia está en que el perro adopta esta posición pero se queda mucho más quieto que con una posición de juego normal.

Sentarse: Muchas veces esto va enlazado a dar la espalda, muchos perros nos indican que necesitamos calmarnos sentándose de espalda a nosotros.

Echarse: Esto es muy similar a la anterior.

Bostezo: Esta es una señal de calma que los perros usan mucho y nosotros también la podemos utilizar, ya que, obviamente si no hay sueño, el bostezo del perro significa que quiere que nos calmemos un poco en la forma en que nos estamos comunicando con él.

Olisquear: No se trata de que un perro siempre que olisquee esta estresado y no de la señal, sino que hay veces en que vemos que el perro lo hace frente a una situación tensa, esto es una señal de calma.

Interponerse: También los perros para evitar un enfrentamiento perro-perro o perro-humano se interponen entre ambos en señal de que la situación es estresante.

Mover la cola: El perro no solo mueve la cola para decirnos que está feliz, también dependiendo de la situación, la intensidad y la altura de la cola el perro nos puede estar diciendo que la situación es tensa y quiere que nos calmemos.

 

Otras señales de calma que se mencionan pero no se detallan son las siguientes:

Ponerse a jugar como cachorro: Podemos ver en perros adultos que para evitar una situación tensa, se tiran al suelo y se revuelcan como cachorros. Esto también es una señal de calma.

Haciéndose más pequeño: El hacerse más pequeño frente a otro perro o humano no está diciendo que “ya está todo bien que todo siga en paz”. Muchas veces vemos a un perro agacharse con la cola entre las piernas, muy sumiso, esta es una de las formas de hacerse más pequeño.

Tratar de lamer la boca del otro: Hay perro que para calmar a otro trata de lamerle la boca, obviamente cuidándose de no salir perjudicado de esto, esto también es una señal de calma.

Pestañando: Muchas veces es imperceptible, pero los perros lo usan para pedirnos que bajemos la tención de la situación.

Chasquear los belfos: Esto es muy difícil de ver, pero es como un resoplido con la boca cerrada, donde los belfos se mueven.

Levantar las patas: Muchos perros para calmar una situación levantan una pata hacia el frente, esto también es una señal de calma.

 

Otra señal de calma que utilizan los perros que no se menciona en el libro, y que está más relacionada al estrés de una situación, es la de Sacudirse, cuando un perro se sacude sin estar mojado y en una situación especial, es una señal de estrés o señal de calma ya que nos está diciendo que no está cómodo con esa situación.

Independiente de este resumen, aconsejo a todo perrero leer el libro original, para hacerse una idea más completa de los que la autora nos quiso decir en él, ya que muestra mucho más detallado y ejemplificado cada una de las señales.

 

Versión .Pdf Aquí.

Un abrazo y diviértanse junto a su perro!!

Saludos

Chama